LIPO REDUCCIÓN EN FRÍO “COOLSCULPTING”, LA NUEVA LIPOESCULTURA SIN CIRUGÍA.

Imprimir

Cuando escuché la primera vez de La Lipoescultura y sus beneficios hace algunos años, me entusiasmé y rápidamente saque una cita con mi cirujano Plástico quién después de valorarme, hacerme varias preguntas y revisar las zonas donde estaba interesada en efectuarme el tratamiento, me dijo con franqueza y honestidad que él no me recomendaba el realizar una  Liposucción ni  Lipoescultura debido a que mi excedente de peso era considerable, ya  que los riesgos y posibilidad de complicaciones era alta, que debería esperarme un tiempo y mejorar mis propias condiciones físicas. Sin perder la ilusión, seguí  todas sus recomendaciones de alimentación, ejercicios y cambié muchos de mis hábitos y actitudes que me impedían estar en la ropa que yo deseaba.

Meses después  de haber bajado muchos kilos y estando aún decidida, acudí nuevamente con el Dr. Luis Fernando Lira, mi , para que me valorara nuevamente, ya que a pesar de haber conseguido con esfuerzos un buen resultado en cuanto a la reducción de peso, seguía sintiéndome gorda y con lonjas por todos lados, el ejercicio y la buena alimentación habían llegado a su tope, mis chaparreras y mi cintura habían definido que no querían seguir bajando hiciera lo que fuera, sin mencionar que bajo el ombligo lucía un cúmulo de grasa que me impedía ver una parte de mis pies.

Ahí estaba ahora de nuevo,  frente al Doctor y él mirándome fijamente, y evaluando  las zonas que  yo quería desaparecieran para siempre de mi vista y convertirme en estrella de cine (cuando menos para mí en mi fantasía musical), las miraba y las miraba (de una forma que  creo,  decía para sí mismo…como le digo ahora que no es candidata para operarse), hasta que me dijo con una sonrisa que jamás voy a olvidar….  Bingo!  “ya podemos quitar  esa grasa  que quieres desaparecer” Felicidades  por lograr estos cambios en tu cuerpo y tu salud.

No es un procedimiento para perder peso, es para eliminar el exceso de gasa en ciertas áreas únicamente. Para esos “gorditos” de los cuales no podemos deshacernos por más que hagamos ejercicio o dieta, es para lo que se ha diseñado la liposucción en frío Coolsculpting®. Estos rollitos se acumulan en ciertas zonas como el abdomen, las caderas, los muslos, los brazos, el cuello, la espalda y las nalgas. ¿Quién no daría lo que fuera por deshacerse de ellos?

Por eso, muchos han intentado la liposucción. Una cirugía mediante la cual se succiona la grasa acumulada en ciertas partes del cuerpo. Hasta el momento ha demostrado ser una cirugía exitosa en la mayoría de los casos. Pero, eso no significa que no tenga algunos riesgos, como los siguientes:

Como cualquier cirugía, puedes tener complicaciones como hemorragias, infecciones o reacciones negativas a la anestesia. Y mientras más grande sea la zona en la que te vas a hacer la liposucción, mayores son los riesgos de sufrir cualquier complicación.

No es seguro hacerte una liposucción cuando tienes problemas circulatorios, enfermedad coronaria (del corazón), diabetes o un sistema inmunológico débil pues pueden complicar la cirugía y poner en riesgo tu salud.

Aunque es normal que la piel quede algo lastimada por unos meses, es probable que te queden marcas o cicatrices permanentes. Después de la liposucción tu piel puede quedar floja, irregular o con manchas permanentes. Eso sucede cuando tu piel es demasiado delgada y tiene poca elasticidad, cuando no succionan bien la grasa, o cuando la cánula con la que succionan te hace daño.

Si te hacen una liposucción asistida por ultrasonido, es probable además, que se te formen unas pequeñas bolsas llenas de líquido bajo la piel, que deberán ser vaciadas después con una aguja.

También pueden irritarse los nervios de la zona donde te hicieron liposucción.

Cuando la cánula entra muy profundo bajo tu piel, corres el riesgo de que puedan perforar algún órgano. Esta es una situación bastante complicada que sólo se puede arreglar con cirugía y puede ponerte en gran peligro.

Aunque sucede en muy pocos casos, la liposucción podría causarte la muerte. Ya sea porque tengas una reacción negativa a la anestesia o porque la entrada y salida de líquidos puede alterar los líquidos internos de tu cuerpo y provocarte problemas de riñón o del corazón o que desarrolles una embolia grasa (un pedacito de grasa que se vaya por el torrente de sangre y tape una de las arterias).

Si estás pensando en hacerte una liposucción, mi consejo es que sólo te la hagas con un cirujano plástico profesional y recomendado. Y que si te van a dar anestesia general, sea con un anestesiólogo calificado y que sea en un centro de salud o en un hospital que tenga el equipo que se necesita y que pueda responder en caso de que haya complicaciones. El éxito de la cirugía dependerá de eso y de que hagan una evaluación completa de tu salud antes de pasar a la sala de operaciones.

No tomes riesgos, antes de pensar en la vanidad y el bolsillo, piensa en tu salud.

El Dr. Luis Fernando Lira es un reconocido Cirujano Plástico de la ciudad de Monterrey especialista en Coolsculpting®, si desea contactar al médico puede dar click en el siguiente link: http://visionmedica.com/directorio/monterrey/medicos-doctores/cirujanos-plasticos/dr.-luis-fernando-lira_45.html